Noticias

Fin de DACA dejaría en desamparo a hijos de dreamers

El fin del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA por sus siglas en inglés) no afectaría sólo a los más de 800 mil dreamers, también a sus hijos, quienes quedarían desamparados si sus padres fueran deportados. De acuerdo con la agencia informativa EFE, cerca de un millón de menores nacidos … Leer más

Hijos de dreamers quedarían solos si sus padres son deportados
Hijos de dreamers quedarían solos si sus padres son deportados
ad Auris

El fin del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA por sus siglas en inglés) no afectaría sólo a los más de 800 mil dreamers, también a sus hijos, quienes quedarían desamparados si sus padres fueran deportados.

De acuerdo con la agencia informativa EFE, cerca de un millón de menores nacidos en Estados Unidos crecen en Latinoamérica después de la deportación de sus padres, cifra que podría aumentar si el Congreso no aprueba una Dream Act que proteja a los ‘soñadores’.

De acuerdo con el “Estudio Nacional de DACA 2017”, realizado por un profesor de la Universidad de California en San Diego, las estadísticas indican aproximadamente un 25.7 por ciento de los ‘soñadores’ encuestados tiene al menos un hijo con ciudadanía estadounidense.

Esto quiere decir que alrededor de 200 mil niños nacidos en USA están en peligro de quedarse sin familia.

Ianaí Molina, de 28 años y quien estudia para ser asistente paralegal en el colegio comunitario de Glendale, fue traída a Estados Unidos del estado de Guerrero en brazos de su madre cuando solamente tenía un año de edad.

“Si los congresistas no hacen nada por nosotros, prefiero vivir escondiéndome de la migra, porque yo no tengo dónde llegar a México”, declaró Ianaí.

Tal vez te interese:  Hacen falta 5 votos para dar la ciudadanía a dreamers y tepesianos

“Lo que queremos los dreamers es residencia permanente, con posterior ciudadanía, que incluya nuestros padres, porque a mi hija quien la cuida es su abuelita”, argumentó.

Armando Vázquez Ramos, fundador del Centro de Estudios California-México, que promovía viajes educativos a México a estudiantes con DACA, indicó que los niños estadounidenses que son llevados a los países de origen de sus padres sufren de bulling y acoso.

No saber hablar español o una lengua indígena los pone en desventaja y son vulnerables a las agresiones de otros pequeños.

Francisco Moreno, portavoz del Consejo de Federaciones Mexicanas en Norte América (COFEM), dijo que “la política cruel” que condena a niños a irse a otro país “es racismo”.

“Por eso creo que la decisión más sabia a favor de los niños es dejar aquí a los padres de beneficiarios de DACA con residencia permanente”, aconsejó.